Inscripciones Grecolatinas Siglo III

Hoy vamos a ver dos ejemplos curiosos ejemplos del siglo III. Destacan por ser muestras de su tiempo, del esplendor pleno del helenismo en el Imperio Romano. Su texto está en griego, acompañado de algún texto latino. La primera, a partir de la cual se reconstruyó la segunda, es de Mérida, mientras que la última, es de Alcazarquivir, al otro lado del estrecho.

Veamos la de Mérida:

Oh tú que pasas cerca de mi tumba
Y lees en su estela! la erigieron
Geina mi madre con mi padre Sóstenes,
Anegados en llanto . Hermoso niño,
Siete meses de edad cumplir no pude;
Llamábanme Juliano.-Ay, caro nombre!
De siete meses no excedió tu vida,
Prenda del alma. Llóranlo aún tus padres.

La inscripción de Alcazarquivir (Mauritania Tingitana) ofrece el mismo giro de concepto ideal y

estructura poética. Por vía de conjetura puede integrarse así:

¿Quieres, viajero, saber
A quién oculta esta losa?
Un joven soy, que aquí posa
De noble cuna y valer.
Eufrósina fué mi madre,
Yo su flor, amanecí,
Brillé, mas presto morí,
Vive Eurípides mi padre.

Aquí yace Alejandro, fallecido á la edad de 22 años. Eurípides le hizo
este monumento.

 

Hugo A Cañete

Fuente: Boletín de la Academia de la Historia

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s