Seis actitudes que llevan al fracaso empresarial. Evítalas

1. Dar por echo que esta vez funcionará simplemente porque la idea de negocio es nuestra: Probablemente todo el mundo conoce un local en su calle o en su ciudad por el que no dejan de pasar negocios que terminan cerrando antes o después. Todos y cada uno de esos emprendedores pensaron que su negocio sería diferente, pero quizás ignoraron las señales (localización, parking, frecuencia de paso, tráfico, características demográficas del barrio, etc)

Asumir que todo irá de perlas simplemente porque hemos engendrado la idea es la antesala del desastre. Si otros fallaron, hay que preguntarse por qué lo hicieron, y solo después de eso, vislumbrar los pasos que hay que dar para lograr el éxito. La mayoría de los negocios tienen un desarrollo similar, por lo que en condiciones normales, el nuestro también tenderá a comportarse de la misma manera. Para evitarlo habrá que pensar siempre en hacer cosas diferentes de la norma habitual.

2. Confundir impresiones con conocimiento de causa: Cuando se baraja una idea sobre abrir un negocio lo más normal es preguntarle a un allegado por su opinión. Ante una respuesta negativa podemos llegar a desmoralizarnos y abandonar la idea. No hay que darse por vencido tan pronto. Lo primero que hay que hacer es seguir haciendo preguntas sobre el por qué de esa postura.

Nos tiene que quedar claro si detrás de la negativa subyace solamente una impresión, o si nuestro interlocutor maneja información consistente que respalde su respuesta. En este caso, utilicémosla en nuestro plan de negocio. De esta forma llegaremos a una conclusión clara: o no tiene ni idea de lo que habla, o maneja información de primera, de gran utilidad para nuestro plan.

3. Pensar que negocios sin barreras de entrada puden suponer una gran oportunidad: Hay negocios que son fáciles de poner en marcha. Por ejemplo, cualquiera puede lanzar una web de comercio electrónico y vender productos. Visto así de simple, el comercio electrónico es muy sencillo de poner en marcha…… aunque también será muy dificil ganar algo más que unos eurillos.

En un negocio que no disponga de barreras de entrada solo habrá posibilidades rentables de éxito en la fase inicial del ciclo de vida de la industria o sector del que se trate. Solo llegando los primeros e imprimiendo un carácter propio obtendremos pingües beneficios de ello. Luego vendrá la competencia feroz por esas altas tasas de beneficios y la madurez, donde sobrevivirán los que hayan conseguido diferenciarse.

En los inicios cualquiera podría haber sido Amazon, ahora vender libros por internet se antoja una dura tarea si no se dispone de un posicionamiento sólido en el sector. Por ello, hay que intentar ser pioneros en aquello que hacemos, y si no lo podemos ser, debemos buscar una parcela en la que podamos serlo. Si Amazon es el primer generalista de libros, deberemos buscar una especialización en la que nos sintamos cómodos, si es que pretendemos vender libros por internet.

4. Confundir la estrategia de lo inverso con ir a la contra por sistema: La estrategia de lo inverso es propia de lo que en el estudio de posiciones competitivas se llama “posición retadora”, propia del segundo actor del mercado, que reta al líder. También es un hecho que los grandes cambios de tendencias vienen siempre de lo “opuesto”.

Dell ignoró las tiendas de electrónica cuando este modelo estaba en su apogeo y apostó por los envíos por correo. FedEx introdujo la “velocidad” cuando nadie valoraba o quería rapidez en los envíos. Ebay apostó por vender productos que los compradores no podían ver o tocar….. Todas éstas son maneras de ejecutar estrategias de lo inverso, pero había un plan coherente detrás de cada una de ellas.

Pensar que uno puede abrir una exitosa tienda de complementos para el hogar en el centro justo cuando la economía local está más depauperada, cuando la renta disponible no para de bajar y cuando la afluencia de gente y de compradores está por los suelos, dejando una gran cantidad de negocios cerrados por el camino, no es ir a la inversa, es desconocer la realidad. No digo que no se pueda abrir un negocio en esas condiciones, solo que tendrá que tener un plan bien definido que le garantice, al menos, una viabilidad. La estrategia de lo inverso es muy atractiva, pero solo cuando está bien utilizada.

5. Andar de Secretitos Feber: quien no ha oido alguna vez decir a alguien: “tengo una buena idea, pero ahora no te lo puedo contar. Espérate y verás, mi negocio será alucinante”. ¿A qué viene tanto secretismo? ¿Están asustados de que alguien venga y les quite la idea? Las ideas son papel mojado y las hay a montones por 10 perrillas. Lo importante es llevarla a cabo, darle la imprimación personal, fijar las estrategias, el posicionamiento, etc

Muchas veces se mantienen las ideas en secreto porque la gente no quiere oir opiniones en contrario. Como hemos dicho anteriormente, es bueno someter las ideas a la crítica de terceros, así sabremos si son buenas ideas, e incluso podemos toparnos con un socio no esperado por el camino.

6. Permitir que el ego te guíe: Una persona admitía abiertamente que quería abrir un restaurante porque soñaba con la idea de poder ser el encargado que iba de mesa en mesa alternando con los clientes. No le gustaba la cocina, tampoco limpiar o contratar y despedir personas.

Hay gente que abre negocios con su ego como factor principal. Luego descubre que las verdaderas piezas clave del negocio son aburridas o pesadas y entonces la idea de visitar clientes de mesa en mesa se queda sin sentido. Si la cuestión es el ego, no hay problema, se evitan estas seis reglas para fracasar inexorablemente y se abre un negocio. Cuando éste se convierta en un éxito, se tendrá un ego más grande que el arco del triunfo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s